Superficies de contacto de cobre antimicrobiano en uno de los mayores centros de investigación europeos

Antimicrobial Copper door furniture at Francis Crick Institute, London

El prestigioso centro de investigación del Instituto Francis Crick, situado en Londres, cuenta con accesorios de puertas hechos de cobre antimicrobiano en las áreas del laboratorio y de visitantes.

3 de enero de 2017

El Instituto Francis Crick es el resultado de un ambicioso proyecto de investigación en el que colaboran seis socios – Medical Research Council, Cancer Research UK, Wellcome Trust, University College, Imperial College y King's College de Londres. Este centro de investigación biomédica tiene como objetivo descubrir cómo y por qué se desarrollan las enfermedades con el fin de encontrar nuevas formas de prevenir, diagnosticar y tratar enfermedades como el cáncer, las enfermedades cardíacas, los accidentes cerebrovasculares, las infecciones y las enfermedades neurodegenerativas.

En la zona de los laboratorios y en aquellas áreas con un alto tráfico de personas – incluidas las puertas del auditorio –, se instalaron tiradores y placas de cobre antimicrobiano de la marca Contego de Allgood. Así mismo, las manijas y los pestillos de Contego se han utilizado en las puertas de los aseos y los armarios de almacenaje de todo el edificio.

Los productos de Contego están hechos con una aleación de cobre de apariencia similar a la del acero inoxidable, combinando la estética buscada por los arquitectos con las propiedades higiénicas del cobre.

Diseñado por HOK en colaboración con PLP Architecture, el concepto general del edificio enfatiza la permeabilidad visual, la colaboración y la planificación innovadora del laboratorio. Un proyecto técnicamente complejo y desafiante, el Instituto Crick se ha diseñado en base a las más altas exigencias, de forma que sus instalaciones pudieran acoger la investigación biomédica más sensible. Construido por Laing O'Rourke con la ayuda de Arup y AKT II, ​​el edificio tiene 170 metros de largo, con casi 100.000 metros cuadrados de superficie repartidos en 12 pisos, de los cuales un tercio están bajo tierra.

Según David King, Vicepresidente Senior de HOK, "el Instituto Francis Crick es el centro de investigación más grande y más avanzado de su clase en Europa; dado que la ciencia está en constante evolución, se requiere un entorno altamente colaborativo para facilitar la investigación científica. Estamos encantados de que nuestras soluciones de diseño integral ayuden al Instituto Crick en su aspiración de un 'descubrimiento sin fronteras', ayudando a mantener a Londres y al Reino Unido a la vanguardia de la investigación médica más innovadora."

El cobre es un material antimicrobiano con una eficacia rápida y de amplio espectro contra bacterias y virus, capaz de eliminar patógenos causantes de infecciones, incluyendo la gripe A, E. coli y norovirus, e incluso aquellos resistentes a antibióticos, como Staphylococcus aureus resistente a meticilina (MRSA) y Enterobacteriaceae resistente a carbapenemas. Este beneficio lo comparte con una amplia gama de aleaciones de cobre, como el latón y el bronce, formando una familia de materiales denominada Antimicrobial Copper.

Las superficies de contacto hechas de cobre antimicrobiano se utilizan en entornos donde la transmisión de infecciones puede ser causa de preocupación – incluyendo hospitales, colegios, instalaciones deportivas, transportes y oficinas de todo el mundo – para apoyar otras medidas clave para el control de infecciones, como una buena higiene de manos y la frecuente limpieza y desinfección de superficies. Estas superficies siguen trabajando entre las rutinas de limpieza, sin necesidad de un mantenimiento especial o de personal con una formación específica.

El cobre y las aleaciones de cobre son materiales industriales duraderos, con una amplia paleta de colores y reciclables, y están disponibles en varias formas de producto adecuadas para diferentes fines de fabricación. El cobre y sus aleaciones ofrecen un conjunto de materiales para los diseñadores de productos funcionales, sostenibles y rentables.

El cobre y algunas aleaciones de cobre, que se engloban bajo el término Antimicrobial Copper (cobre antimicrobiano), tienen propiedades antimicrobianas intrínsecas y los productos hechos de estos materiales tienen el beneficio secundario adicional de contribuir al diseño higiénico. Los productos hechos con Antimicrobial Copper son un complemento y no un sustituto de las prácticas habituales para el control de infecciones. Es esencial continuar con las prácticas actuales de higiene, incluyendo aquellas relacionadas con la limpieza y desinfección de superficies ambientales.

Al continuar utilizando este sitio web, aceptas el uso que hacemos de las cookies. Puedes obtener más información en este enlace.

Aceptar